Pandemia y poesía

LA COCINA DE LAS PALABRAS

Ante lo difícil que resulta mantener un equilibrio psíquico en estos días, los invito a recitar cada mañana este maravilloso soneto de Almafuerte:

¡PIU AVANTI!

No te sientas vencido, ni aun vencido

No te sientas esclavo ni aun esclavo

Trémulo de pavor, piénsate bravo

Y arremete feroz, ya malherido.

*

Ten el tesón del clavo enmohecido

Que ya viejo y ruín vuelve a ser clavo,

No la cobarde intrepidez del pavo,

Que amaina su plumaje al primer ruido.

*

Procede como Dios, que nunca llora

O como Lucifer, que nunca reza

O como el robledal, cuya grandeza.

*

Necesita del agua y no la implora

Que muerda y vocifere, vengadora

Ya en el polvo, rodando, tu cabeza.

Ver la entrada original